El glaciar Perito Moreno y la inmensidad del hielo

Hasta el momento jamás en mi vida me he sentido tan diminuto como cuando caminaba sobre el glaciar Perito Moreno. Pasear sobre hielo fue algo extraordinario que espero repetir algún día.

Pero empecemos por el principio. El glaciar Perito Moreno se encuentra en El Calafate, en la Patagonia argentina. Seguro que te suena porque todos los años, allá por febrero-marzo, sale en los informativos la ruptura del glaciar.

Vista del glaciar desde el ferri
Primera vista del glaciar desde el barco

El Calafate, pueblo de partida

El Calafate es un pequeño pueblo ubicado al lado del Lago Argentino que, si no fuese por el glaciar, seguramente no existiría. Sobrevive gracias al turismo. Por ratos no parece Argentina ya que cuenta con carreteras asfaltadas y construcciones terminadas de cierta calidad. Se puede llegar hasta aquí en coche, aunque debes tener en cuenta que las distancias en Argentina son enormes y las carreteras no son buenas; en avión o en autobús.

El glaciar se encuentra a unos 80 km de distancia. Se pueden contratar excursiones en los hoteles o en comercios especializados. Es recomendable dar una vuelta y comprar precios. Hay todo tipo de excursiones: visita al Perito Moreno, visita + trekking, visita al glaciar Uppsala, etc.

Tras pagar la entrada al parque, que no es barata, lo siguiente es dirigirse al embarcadero. Desde aquí, un ferri nos llevará hasta el glaciar. El ambiente es seco, corre viento frío y está nublado. Es posible que no estés demasiado emocionado, pero todo cambiará en cuanto el barco enderece el rumbo.

Entonces se ve a lo lejos una masa blanca, inmensa, bajando de las montañas y que corta el paso del agua. Da la sensación de que te diriges hacia algo increíble que jamás vas a olvidar. Las cataratas de Iguazú, también en Argentina, son espectactulares, pero esto… Esto no tiene explicación ni comparación. Es imposible no sonreír mientras te acercas al glaciar. En ese momento, cuando viajo solo, me gusta mirar al resto de la gente. Me gusta ver como cambian sus caras, qué expresión tienen…

Turistas haciendo 'trekking' en el Perito Moreno
Turistas paseando sobre el glaciar

Las paredes del glaciar Perito Moreno miden entre 30 y 50 metros de altura, llegando hasta los 120 metros en su parte más profunda. Además es uno de los pocos glaciares del mundo que no está en retroceso. Algunos de los más importantes sufren pérdidas importantes cada año, mientras el Perito Moreno parece que sólo está perdiendo altura. No retrocede porque posee un sistema estable entre pérdidas y ganacias de hielo.

Si contratas la excursión con trekking, algo que te recomiendo, descenderás en la costa opuesta de donde embarcaste y después de recibir algunas explicaciones de los guías, comenzarás el ascenso al glaciar, no sin antes ponerte un calzado con tacos de hierro.

El whisky de el glaciar Perito Moreno

En fila india y con mucho cuidado, la excursión transcurre por uno de los laterales del glaciar. Hay muchas grietas y pequeños riachuelos por el deshielo. El paso dura unas dos horas, pero se hace corto. Como colofón, al final sirven whisky con un poco de hielo del glaciar.

Después de esto se pueden hacer fotos desde la parte baja del glaciar y, con suerte, ver alguna rotura. El ruido es grandioso. Eso sí, si estás lejos no corras porque cuando oigas la ruptura, el trozo ya habrá caído al agua.

Glaciar Perito Moreno visto desde las pasarelas
La zona de las pasarelas es la más concurrida del Parque

A continuación tendrás la oportunidad de ver el glaciar desde la otra parte de la montaña y desde arriba. En esta parte hay más gente, porque no todos hace el trekking y les encanta estar pendientes por si cae el arco que toca la península.

La imagen, con todo el ancho del glaciar y las montañas detrás es indescriptible. Por cierto, todas las manchas negras que se ven sobre el hielo es polución. A pesar de lo lejos que está el glaciar de la civilización, también le llega la contaminación.

Hay una serie de pasarelas que permiten ver el glaciar desde diversas posiciones. Prueba con todas. Respira, admira e intenta no olvidarlo. Creo que algo cambió en mi tras visitar el glaciar Perito Moreno. Espero volver pronto porque lo que siento cada vez que lo recuerdo es muy parecido al amor.

Etiquetas:

Un comentario

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *